Con la inserción de la mujer en la vida profesional y de una manera cada vez mas notable y productiva, algunas veces nos podemos sentir abrumadas por los diversos roles que llevamos a cabo en el día a día. Pasa todo tan rápido y vamos dominando distintas situaciones que aparte de sentirnos eficientes y valiosas, podemos llegar a estar exhaustas.

Esto nos provoca estrés y en algún momento va a salir esa presión que le vamos metiendo a nuestra mente, nuestra emoción y a nuestro cuerpo, y eso puede generarnos frustración, incertidumbre y sentir que lo que hacemos no tiene pies ni cabeza. Cuando esto pasa la solución que encontramos, en la mayoría de las veces, es exigirnos mas a nosotras mismas, dar de más, que seguramente generará más estrés.

Para que cuando esto suceda podamos gestionarlo de la manera mas adecuada para nosotras necesitamos tomar en cuenta las siguientes cosas:

1.- Tener claros cuales son los roles que tenemos en nuestra vida diaria.

2.-  ¿Para qué hacemos o realizamos actividades en cada uno de esos roles (¿Cuál es la finalidad principal de ese quehacer?).

3.- ¿Hasta dónde llega mi responsabilidad en ese rol? Es decir que esta en mis manos y que cosas no dependen de mí.

4.-  ¿Cómo me hace sentir cada uno de esos roles?

5.- ¿Qué necesito para llevarlos a cabo de manera adecuada para mí?

6.- Satisfacer esa necesidad desde mí misma.

Los roles que desempeñamos pueden ser muchísimos, pero trata de que no pasen de 8, velos acomodando donde corresponda: Familia, Trabajo, Pareja, Finanzas, Salud, Espiritualidad, Personal, Social.

Ahora piensa qué tanta satisfacción tienes en cada uno de ellos y cómo podrías mejorar, la idea es que todos se vayan equilibrando y hacer una pequeña cosa cada día para ir avanzando en todos, recuerda que lo que no está en tus manos te puede generar exceso de pensamientos y angustia, o sea enfocarte en el futuro, en cosas que aún no pasan, y que posiblemente no esté en tus manos resolver.

Lo mas importante: ve calibrando contigo misma, pregúntate y sé sincera ¿Cómo te hace sentir y qué necesitas para estar bien y desarrollar tus roles desde la tranquilidad y autenticidad?

Ahora trata de enfocar tus acciones en lo que necesitas para sentirte bien, es decir tal vez el aspecto familiar te hace sentirte agotada, necesitas estar tranquila, para estar tranquila quieres tener un espacio al día para ti, muy bien ahora elige que puedes hacer todos los días para ti y disfrútalo al máximo, de manera que te sientas tranquila y desde ahí seguir adelante con tu rol familiar.

Espero te sea de utilidad este ejercicio, si quieres conocer más sobre ¿Cómo sentirnos mejor y encontrar el equilibrio? Escúchanos todos los miércoles a las 12 AM en el programa de Radio Mujer Es…, a través de Flow Radio

Y sígueme aracelivelasco_coach en Facebook e Instagram

Un abrazo y que tengas una gran semana.

Post Author: Araceli Velasco